Julien Baker: todo el drama de la adolescencia con una voz bellamente equilibrada.


Por: Luis Felipe Uribe González
@luiso_uribe

Amores imposibles, encuentros fallidos, noches de exceso, furia, experiencias bizarras y claro depresiones llenas de decepciones…. son solo algunos de los conceptos que son muy comunes cuando somos adolescentes.  Esto es exactamente lo que Julien Baker nos propone en su disco ‘Sprained Ankle’ el cuál debutó en Octubre del 2015. Si bien este disco tuvo un gran reconocimiento a nivel EUA y Europa, es importante difundir este álbum ya que entre tanto EDM y música urbana, es fácil perder de vista estos discos que nos acompañan en las tardes frías de lluvia cuando nuestro corazón está roto.

Originaria de Memphis, Tennessee (además de ser integrante de la banda Forrister), Julien cuenta con su proyecto solista donde se desprende éste álbum, él cuál curiosamente se grabó en solamente 2 días y con pocos recursos de estudio. Debido a esto, el disco se escucha tan personal y cercano, durante todo el recorrido contamos con un modesto número de elementos: guitarra, voz, una que otra percusión y hasta el último un piano. Pero no debe tomarse a mal ya que el poder creativo e interpretativo de la joven artista hace que el ambiente en el que se desarrolla el álbum sea completo en casi la mayoría del LP. Todo esto gracias a su voz y el poder lírico con el que cuenta la guitarrista.

Arrancamos con “Blacktop” una canción llena de referencias hacia Dios y donde le reclama a él mismo, diciendo que no la escuchó y que ahora solo la puede visitar en la parte trasera de una ambulancia. Es una canción muy poderosa e incluso engañosa para aquellos que no presten atención a la letra ya que musicalmente hablando es bastante tranquila. Pasamos a “Sprained Ankle” canción que le da nombre al disco, aquí en contraste con la primera canción es bastante honesta y no esconde sus pensamientos dentro de las letras sin embargo la música y su voz hacen que sea una canción muy bella a pesar de su simpleza, tanto así que el “outro instrumental” de la rola es casi un tercio de la misma.
“Brittle Boned” describe perfectamente la sala de espera de un hospital, en donde aparentemente Julien expresa su deseo de curar algunas cosas y sanarse no sin antes aclarar que es muy buena en hacerse daño así misma.



 “Everybody Does” su canción más famosa, una muy agridulce canción ya que la guitarra acústica contrasta con lo frío de la letra, donde la artista le confiesa a la otra persona que va a huir justo después de conocerla, como todos los demás lo han hecho…. si como mencione en un principio de una manera muy adolescente más sin embargo quien demonios no se ha sentido así (al menos los más de 5 millones de reproducciones en Spotify comparten este sentimiento). “Good News” sigue con la misma línea de su antecesora en cuanto el estilo lírico pero esta vez aunque el fraseo vocal de Julien sigue siendo bueno el simple rasgueo de la guitarra no termina de acompañar la voz de una forma completa.  Sin embargo al pasar con “Something” y “Rejoice”, especialmente con la primera retoma fuerza el disco después del “descanso que significó ”Good News”.
Pasamos a la parte final de nuestro recorrido con “Vessels” canción muy bella, en la cuál destacan los pequeños puentes entre cada verso, además de que este tema pinta como un acto de resiliencia hacia ella misma, mientras comenta que su oscuridad es absorbida por luz.  

Terminamos con “Go Home” una pieza que da el perfecto final al disco, en esta ocasión deja la guitarra y la artista se refugia en las notas del piano. Al igual que en el tema anterior las referencias a Dios siguen siendo muy explicitas además de que describe una realidad llena de errores y adicciones.  Una canción bastante poderosa y oscura es con la que cierra este disco, incluso al final termina tocando un fragmento de una canción cristiana llama “In Christ Alone” teniendo como fondo una grabación de radio religiosa que curiosamente los pre-amps del estudio recogieron por accidente a la hora de grabar “Go Home” debido a una interferencia de radio y que al final la artista decidió dejar en la grabación final.


Es un disco que si bien no es para todos, vale la pena escuchar… debido a la interpretación tan fuerte con la que cuenta Julien Baker. La mayoría del disco es oscuro y bastante complejo en el trasfondo de sus letras sin embargo la música dentro de ellas hace que el trayecto sea bastante llevadero.  Un viaje en donde no se debe de esperar una gran explosión en los temas al contrario es un viaje lineal pero con muchos tonos durante su recorrido.  

Usted es libre de

Compartir - copiar y redistribuir el material en cualquier medio o formato
Adaptar - remezcla, transformar y construir sobre el material para cualquier propósito, INCLUSO comercialmente.
El licenciante no puede revocar estas libertades en tanto usted siga los términos de la licencia

Suscribete a dtmtoluca

Recibe las últimas noticias de dtmtoluca en tu correo!